domingo, 27 de diciembre de 2009

Band-aid (cuando una canción es capaz de mover el mundo)




A finales de noviembre de 1984 un canción fue capaz de generar una de las mayores corrientes solidarias que se recuerdan.

Todo nació de la idea que tuvo Bob Geldof después de ver un documental en la tele sobre la brutal hambruna que padecía Etiopía, sumida en una pertinaz sequía, y que estaba diezmando a la población.
Un documental que de seguro vio muchísima gente, pero él tuvo la idea de ayudar a esa gente. Compuso la letra para una canción, y contactó con una serie de músicos británicos de renombre para grabarla. Para ello contó con la colaboración de Midge Ure, que compuso la música. Al llamamiento acudieron todos eso músicos, que en un solo día grabaron el tema.

Se puso a la venta una semana después llegando directamente al número uno en ventas, pero lo más importante, haciendo que todo el mundo fuera consciente de la gravedad de la situación en Etiopía, creando una corriente de solidaridad que no se había visto hasta entonces.

El éxito de la iniciativa dio lugar también a algunas iniciativas más de este estilo como Usa for Africa, en la que los principales cantantes americanos se reunieron para publicar We are the world.

El 13 de Julio de 1985, en las ciudades de Londres (en el emblemático estadio de Wembley) y en Filadelfia se celebró un multitudinario concierto (el Live aid) en el que participaron los mejores grupos y solistas del momento, recaudando más de 100 millones de dolares y retrasmitido a 72 paises.

12 comentarios:

jengibre dijo...

Una curiosidad, el nombre de Band aid fue elegido por una conocida marce de tiritas en Reino Unido, algo que les venía como anillo al dedo...

No se si estaréis de acuerdo conmigo, pero este debería ocupar el primer lugar en el ranking de villancicos, quizás no sea el más bonito, ni el mejor cantado, pero a diferencia de los demás que sólo son bonitas composiciones navideñas, este cambió la vida de mucha gente. Y aunque mucha gente opine que sólo fueron una pequeña "tirita", que realmente no resolvió el problema, para la gente que gracias al dinero generado por esta canción tuvo una oportunidad de sobrevivir, realmente les cambió la vida.

Los Fantasmas del Paraíso dijo...

Yo lo que creo es que estos movimientos, sean o no tiritas que no resuelven problemas, muestran que la gente al final es capaz de afrontar compromisos. Es a base de esto, y luego día a día, como se resuelven los problemas. Todos necesitamos algo en lo que creer, y que motive a la gente.

Eso sí, como canción prefiero We are the world xD, aunque no le niego ese carácter de villancico que tú le ves.

Nicolás dijo...

Jengibre, ¿te refieres a "para esta estrella de mar, sí tiene sentido"?

Comparto tu punto de vista. Aunque no sea la mejor canción en cuestiones técnicas y otras cosas, ha sido una propulsora de algo más que una crítica favorable en los periódicos. Ha sido la impulsora de una corriente solidaria, como bien dices. Eso, a mi parecer, tiene mucha más validez que la calidad de la obra en sí.

Creo que, finalmente, el cooperativismo no estaba tan errado ni era tan utópico, porque, si las cosas se quieren, sen, se pueden.

Y, para grabarlo en un sólo día, y componer una música tan apresurada, les ha salido bastante bien.

¡Elen sila lumenn omentielmpo!

jengibre dijo...

Fantasmas, la letra de esta canción es preciosa, porque habla de que nosotros estamos muy felices celebrando la navidad, pero hay otra mucha gente que carece de todo lo esencial para sobrevivir. Que hay gente que muere de hambre mientras nosotros derrochamos la comida. Nos invita a pensar en los demás que no son tan afortunados como nosotros.

Esta es la letra:
recorded on November 25, 1986

It's Christmas time
There's no need to be afraid
At Christmas time, we let in light and we banish shade
And in our world of plenty we can spread a smile of joy
Throw your arms around the world at Christmastime

But say a prayer

Pray for the other ones
At Christmastime it's hard, but when you're having fun
There's a world outside your window
And it's a world of dread and fear
Where the only water flowing is the bitter sting of tears
And the Christmas bells that ring there are the clanging
chimes of doom
Well tonight thank God it's them instead of you

And there won't be snow in Africa this Christmastime
The greatest gift they'll get this year is life
(Oooh) Where nothing ever grows
No rain nor rivers flow
Do they know it's Christmastime at all?

(Here's to you) raise a glass for everyone
(Here's to them) underneath that burning sun
Do they know it's Christmastime at all?

Feed the world
Feed the world

Feed the world

Let them know it's Christmastime again

Feed the world
Let them know it's Christmastime again

repeat then fade

(Bob Geldof & Midge Ure)

Yo personalmente prefiero esta, porque sin ella nada de todo lo que se genero después habría existido. Y porque lo importante en este caso no era la música sino el mensaje. Podría estar mejor realizada, pero se grabó en un solo día y se publicó a la semana siguiente.

jengibre dijo...

Exacto Nicolás, a eso me refería.
Muchas veces pensamos que las pequeñas acciones solidarias no cambian nada, pero nos olvidamos que tras las cifras hay personas, y que cada una de ellas cuenta. si gracias a tu pequeña ayuda un niño ha podido comer, para ese niño sí tiene sentido.

Por eso no me gustan los números, las cifras y estadísiticas. Porque son impersonales y olvidamos que hablan de gente como nosotros, que sufre. Y nos olvidamos que podríamos ser nosotros o nuestros hijos los que estén en esas situaciones de carencia total.

Nicolás dijo...

Cierto, muchas veces no entendemos que lo que para nosotros es mucho, para una familia carenciada puede significar una nueva comida, un nuevo día de vida, la supervivencia de unos niños pequeños. He visto a gente que, a la hora de dar algo en caridad, dice: "No, yo tengo poco y nada". Pero nos olvidamos de una cosa, de que eso poco puede significar mucho. Siempre pienso que, si todos fuéramos solidarios, no habría hambre. ¿Por qué? Piensen esto, una persona aporta un paquete de arroz, otra persona aporta una lata de atún, otra persona da algo de pan, y así sucesivamente. Por esas personas que han dado lo "poco" que tenían, ya han alimentado a una familia. Al pensar en eso, es cuando nos percatamos del inmenso valor que tiene la solidaridad.

[Ojo: La expresión "no habría hambre en el mundo", es un eufemismo. No estoy diciendo que ya no habría pobreza, pero sí se aplacaría más la hambruna].

omo dice el lema del blog, aquí cada quien aporta un pequeño granito de saber a la casa del conocimiento; así se debe aportar un pequeño granito de solidaridad y ayuda a la casa de la solidaridad. No creo que uno solo pueda hacerlo, pero si combinaramos los aportes de mucha gente, este mundo sería un lugar distinto. Eso sí es algo utópico, pero no del todo imposible, porque si los sueños se quieren, se alcanzan y se logran.

Y bueno, por eso no me gusta la economía ni la parte más "cálida" de la matemática. Siempre digo que la matemática se divide en dos áreas: Cálida y Fría. Me voy por la fría... Esta área comprende todos los números que no nos dicen nada, una abstracción total. El área cálida es la parte en que los números dicen algo (como estadísticas y probabilidades). Esta última es la de la cual huyo, ya que allí sólo hay lógica humana, y no lógica natural. Además, como bien dices, no sería correcto trabajar con números sabiendo que hay personas necesitadas detrás de ellos. O, mejor dicho, no es correcto creer que sólo estamos trabajando con números, debemos saber que allí hay ghente que carece de todo lo indispensable para sobrevivir, y que necesitan ayuda, toda la posible.

Por eso siempre me gusta apoyar este blog, uno de los mejores que he encontrado en la blogósfera.

Y la letra me parece preciosa, porque ayuda a tomar conciencia de esta situación.

Nicolás dijo...

[Corrección: "Cierto, muchas veces no entendemos que, lo que para nosotros es mucho". Debía ser: "Muchas veces no entendemos que, lo que para nosotros es 'poco'"].

Los Fantasmas del Paraíso dijo...

Estoy de acuerdo con todo, creo que queda nada por decir. Pienso eso, que no somos conscientes de lo fácil que es ayudar.

Y por cierto, qué original la distinción de matemáticas frías y cálidas xD.

Clara Castillo dijo...

Qué hermoso!! Yo también sueño con aportar mi grano de arena para llenarle la panza a los hambrientos!! Y algo voy a hacer como escritora, con certeza!!
Les dejo mis mejores deseos para el año que comienza, esperando que venga lleno de proyectos y sueños a concretarse. Saludos!

jengibre dijo...

Hola Clara.

Un placer conocerte. Y sí, creo que en este caso cualquier pequeño granito es mucho.

Recibe también mis mejores deseos para este nuevo año, que todos tus sueños y proyectos se realicen.

Nicolás dijo...

Bienvenida, Clara.

Un gusto en conocerte y en descubrir que hay más gente interesada en ayudar y en hacer el bien. Y bueno, tal como se ha comentado, lo que para algunos es poco, puede simbolizar mucho para otros.
Y tu idea es excelente. Pienso que todos deberíamos ser capaces de concientizar sobre estas situaciones a través de nuestros medios cotidianos, y así aportar un granito de arena. ¡Suerte en la escritura! Que es un camino árduo y largo, y que se va construyendo paso a paso.

¡Y feliz año nuevo a tí también! Que este año venidero traiga consigo más ánimos y sueños.

Los Fantasmas del Paraíso dijo...

Oh, nuevos lectores!! xD Feliz año nuevo, Clara (y al resto también xD)